Sebastián Martín-Retortillo, un intelectual de altura

El pasado día 19 de octubre fallecía en Madrid el ilustre oscense Sebastián Ricardo Martín-Retortillo y Baquer, figura de gran relieve en el ámbito de la intelectualidad y la política españolas, con trascendencia internacional. Plumas más autorizadas, de amigos y allegados, han glosado ya su personalidad humana, académica y política y su oscensismo de elevados quilates. No tuve el honor de tratarlo personalmente, a pesar de mi amistad con algunos de sus hermanos, pero sí puedo hablar de su talla de auténtico intelectual, de fecundo y riguroso administrativista.

Nacido en Huesca en 1931, era hijo del eminente abogado del Estado don Cirilo Martín-Retortillo, quien, siendo extremeño de nacimiento, eligió desde su juventud libre y apasionadamente ser oscense de por vida y aquí fundó una numerosa familia al casar con la oscense María Ángeles Baquer. Sebastián, conocido afectuosamente por familiares y amigos como "Chano", estudió el Bachillerato en Huesca. Pasó por las aulas de San Viator, de los Salesianos y del Instituto. El pasado invierno participó con una magistral y emocionada conferencia, vibrante de entusiasmo salesiano, en las celebraciones del Centenario de la llegada de los hijos de San Juan Basca a nuestra ciudad.

Estudió la carrera de Derecho en Zaragoza y residió en el Colegio Mayor Universitario "Pedro Cerbuna". Se doctoró en la Universidad de Bolonia, emporio del saber jurídico, y residió en el célebre Colegio de San Clemente de los Españoles, cuyos colegiales tenían antaño el rango de Condes Palatinos. Su Tesis Doctoral versó sobre El exceso de poder como vicio de los actos administrativos, por la que obtuvo la máxima calificación italiana, equivalente al Premio Extraordinario de Doctorado, y el Premio "Vittorio Emmanuele II", otorgado anualmente a la mejor tesis doctoral. Frecuentó también las Universidades alemanas de Munich y Tubinga. Especializado en Derecho Administrativo, su carrera docente fue brillante. Profesor adjunto en Sevilla, catedrático en Santiago de Compostela, Valladolid, Barcelona y la Autónoma de Madrid, visitó como profesor invitado Universidades extranjeras, como la de Caracas y la Universidad Libre de Berlín.

Su Cursus honorum político es bien conocido y evidente su influjo decisivo como figura clave de la Transición, junto a Adolfo Suárez: resultó elegido diputado al Congreso por Huesca como cabeza de lista de UCD en las elecciones del 1 de marzo de 1979, con 56.449 votos (45,10 por ciento). Secretario general técnico y subsecretario del Ministerio de Educación y Ciencia en 1976; director del Instituto de Estudios de Administración Local en 1977; secretario de Estado para la Administración Pública en 1979 y ministro adjunto para la Administración Pública en el Gobierno de Adolfo Suárez hasta el 25 de febrero de 1981. Como tantos eminentes próceres que militaron en la antigua UCD, pasó luego a colaborar lealmente con el Gobierno del Partido Popular como vocal de la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales.

Como intelectual, son fruto sazonado de su pluma numerosos estudios, libros y artículos, muchos de ellos sobre Aragón y los aragoneses. Fue uno de los máximos especialistas en la figura y la obra del altoaragonés Alejandro Oliván y Borruel, padre del Derecho Administrativo en España, cuya partida de nacimiento localizó y pudo así demostrar que había nacido en Aso de Sobremonte y no en Ansó como pretendían algunos autores. Sobre él, escribió "Alejandro Oliván: notas a su vida y a su pensamiento administrativo", en la revista Argensola (Huesca, 1956).

De Joaquín Costa editó, con un estudio preliminar, la Reconstitución y europeización de España y otros escritos (Madrid, 1981), en la colección "Administración. Ciudadano", que Martín-Retortillo dirigía, en el Instituto de Estudios de Administración Local. Su Interpretación política de Joaquín Costa (1975) "levantó más de una sorpresa", en palabras de otro costista ilustre, Eloy Fernández Clemente ("Costismo", Gran Enciclopedia Aragonesa, N, p. 978).

Otro tema de su especialidad fue el del régimen jurídico de las aguas, en el que fue consultor de Naciones Unidas y del Gobierno de Venezuela, destacando sus libros De las Administraciones autónomas de las aguas públicas (Sevilla, 1960), en el que presta especial atención a la autoadministración de las aguas y la experiencia de las Confederaciones Hidrográficas; La Ley de Aguas de 1866, antecedentes y elaboración (Madrid, 1963); Aguas Públicas y obras hidráulicas (Madrid, 1966); Problemas actuales de la ordenación jurídica de los recursos hidráulicos (Caracas, 1976); Y a él se debe la dirección e introducción del volumen colectivo Aspectos jurídicos del trasvase del Ebro (Zaragoza, 1975). Fue relevante su intervención en los últimos Congresos de Comunidades de Regantes, especialmente en el V Congreso Nacional de Comunidades de Regantes celebrado en Zaragoza del 23 al 27 de mayo de 1978, organizado por el Sindicato Central de Riegos del Alto Aragón.

Entre sus numerosos estudios dedicados a la temática agrícola, figuran Tutela jurídica de las novedades vegetales (1956), o los que publicó en 1970 sobre la Organización de la Administración para la Agricultura. También abordó los problemas de los pequeños municipios, de la provincia, de las empresas públicas, de la planificación, del crédito, banca y cajas de ahorro. Por 10 que respecta a la problemática regional; coordinó, dirigió y redactó una parte considerable de los tres volúmenes titulados Descentralización administrativa y organización política (Madrid, 1973), e igualmente la, obra colectiva Autonomías regionales en España. Traspaso de funciones y servicios (Madrid, 1978).

Sebastián Martín-Retortillo colaboró algún tiempo en la revista Argensola, del Instituto de Estudios Oscenses (hoy Altoaragoneses), con profundos y documentados artículos sobre temas jurídicos, como "Notas para el estudio sobre los derechos del individuo y de la persona" (1954), que tiene como base unas notas redactadas para los Cursos de Doctorado con el título de "Los derechos del hombre en la filosofía de Jacques Maritain"; o las "Notas para el estudio de la prueba en la 3ª Partida" (1955), en el que efectúa un examen minucioso de la naturaleza y contenido de cada una de las normas de aquel cuerpo legal, analiza y coteja el texto de la Academia y las variantes, y estudia la relación entre las Partidas, el Espéculo y las obras del Maestro Jacobo.

Persona de profundas convicciones religiosas, ha sido en todo momento el gran valedor de los intereses oscenses y altoaragoneses en Madrid y ante la Administración Central, cuyos entresijos tan bien conocía. Descanse en paz el excelentísimo señor don Sebastián Martín-Retortillo y Baquer.